4 principios de porqué crear mi página web a medida
4 principios de porqué crear mi página web a medida

4 principios de porqué crear mi página web a medida

Era verano de 2017, seguía viviendo en Londres. Mi relación con esta ciudad era cada vez más una relación de amor- odio. La llegué a querer tanto por lo mucho que tiene por ofrecer y por la gran cantidad de oportunidades que tiene para todos como odiarla por tener que pasar tanto tiempo en el metro o en el bus para poder encontrarme con amigos o ir a trabajar. Además, estar trabajando a las 4 de la tarde y ver que ya era de noche, daba para algún que otro bajón entre nosotros (los españoles).

La cuestión es que habían pasado más de tres años desde que me había ido de España. Ya sabes, aquello de mejorar el nivel de inglés, tener más experiencia laboral (y oportunidades), conocer otras maneras de trabajar y de vivir…

Con el paso de los años, fui consiguiendo poquito a poco lo que me proponía. Hasta que un día empecé a echar de menos más y más los rayos de sol, la luz a media tarde y las tapas y las cañas en terrazas españolas. Sin olvidar que para poder estar en momentos importantes con mi familia y amigos, tenía que hacer una previsión de vuelos y vida con bastante antelación.

Buscando otras alternativas para la vida que quería

Aunque no veía la manera de dejar todo lo que había construido hasta ese momento, empecé a buscar otras alternativas. Pasé de cuidar niños, recoger vasos vacíos, limpiar mesas y servir pintas o cocktails en un bar londinense, a terminar metida en una oficina hablando por teléfono con clientes 8 horas al día para empresas tecnológicas.

Así que en verano de 2017 me puse a pensar en la vida que quería.

La vida que estaba llevando no era en realidad la que yo quería tener en mi futuro más próximo. Dejé de verme allí por mucho más tiempo y me puse a pensar si realmente lo que estaba haciendo me estaba llevando hacia ese futuro que yo quería.

Hasta entonces me había sentido muy satisfecha con lo que había hecho y conseguido, pero tenía claro que era momento de pasar a una nueva etapa y que conllevaba hacer cambios.

Otra vez.

Entre esos cambios estaba el trabajo y mi lugar de residencia. Empecé a leer, a formarme y a trabajar en mi blog (lo que iba a ser mi blog porque todo estaba en mi imaginación por aquel entonces). Mientras tanto, me mudé a Lisboa; un paso más cerca de España y, sobre todo, con más luz durante el año.

Menos frío, más vitamina D.

Echo de menos Londres (mucho). Echo de menos la vida que conseguí tener. Pero también creo que la vida es una cuestión de etapas y que seguir andando hacia la siguiente era necesario.

Y lo hice.

El caso es que empecé a trabajar en mi proyecto profesional. Algo que tendría que ver con quién soy. Algo que me diera ganas de poner en práctica la creación de un nuevo proyecto, de una nueva marca, de darle una realidad a lo que rondaba por mi cabeza.

Los 4 principios para crear mi página web a medida

Fue inevitable. El momento había llegado y ese momento era el de crear mi página web a medida. A medida porque quería algo mío. Algo que naciera de todas esas ideas en estado de ebullición.

Así que, comencé desarrollando una serie de líneas o principios (llámalo x, si quieres) para ponerme manos a la obra y crear mi página web a medida:

Principio número #1 - La unión

Mi página web tendría que tener un hilo de unión entre lo que soy como profesional y lo que soy como persona. Ya he hablado en anteriores artículos sobre lo potente que me parece esa relación entre el desarrollo profesional y el desarrollo personal, por tanto, en este proyecto (mi proyecto) quería poder relacionarlo. Experimentarlo. Darle el rollo que yo quería y, sobre todo, darle esa visión que yo tenía.

Principio número #2 - Desarrollo profesional

Llevo escuchando desde hace años, desde que entré en la universidad allá por el 2008, la palabra “crisis”. Algún que otro profesor (con su buena intención) nos decía que no nos preocupáramos, ya que la crisis ya habría terminado al terminar la carrera. Lo veo con ojos de Rocío de 2021 y siento hasta ternura por aquellas palabras de aliento.

Lo cierto es que no he dejado de escuchar la palabra “crisis” desde entonces. Aunque cuando viví en Londres sentí que los límites que uno puede tener no nacen siempre de uno mismo. El entorno a veces tampoco acompaña. Londres es una ciudad llena de oportunidades para todos, así que allí me encontré con un mundo lleno de posibilidades.

El desarrollo profesional me ha acompañado siempre y el crear mi página web fue una buena razón para dedicarme “a lo mío”.

Principio número #3 - Desarrollo personal

Crear una página web a mi medida implicaba hablar sobre quién había detrás de ese proyecto. Profundicé en mi trayectoria hasta el momento y llegué a una conclusión: necesitamos más vitaminas en nuestra vida. Un concepto que parte de toda esa gente y amigos que conocí y de las experiencias que había tenido.

Quise centrar el tema en esto porque hay millones de maneras de llegar hasta donde uno quiere y si es “con más vitaminas”, mejor. Esas vitaminas en forma de amigos, conocidos, viajes o paseos inesperados. También aquellas otras vitaminas en forma de libros, cursos o películas. Una manera de transmitir que la vida está repleta de caminos diferentes, que te pueden llevar o redirigir hacia donde quieres, y que, cual sea el camino que uno elige, siempre andará junto con sus vitaminas.

Principio número #4 - Experimentación

Nunca dejamos de aprender. Esto es así. Siempre hay algo nuevo a lo que enfrentarse o algún imprevisto que te pilla de sopetón y “ahora, a ver qué hago”. Crear una página web a mi medida me daba eso de experimentar y experimentar. De probarme y de descubrir por mi propia experiencia hasta dónde podía seguir abriendo nuevos caminos.

Dentro de toda experimentación siempre hay un aprendizaje. Y sorpresas y disgustos. Y mucho trabajo, pero también mucha recompensa y satisfacción.

Fresas con Kiwi ha evolucionado desde entonces. Joder, pienso que han pasado ya varios años desde que “germinó” esa idea en mi y la verdad que me cuesta creerlo. Ahora estoy en otro período. Un período en el que, sea como sea, seguirá conmigo.

Seguirá conmigo para seguir creando.

Creo que, al fin y al cabo, tener un propósito claro sobre lo que uno hace es alentador y motivador. No podría decir que ha sido un camino sencillo y rápido hasta el día de hoy, pero sí que el trabajar y creer en tu visión trae frutos tras lo sembrado.

Un abrazo,
Rocío ~

P.D. - Si quieres conocer un poco más sobre la creación de páginas web, te dejo el enlace justo abajo a un video que he colgado hace poco sobre las 3 fases que considero que son clave para el proceso creativo web.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

fresasconkiwi.alt

En la FconKiwiLetter trato de tener una comunicación más íntima y directa contigo, y te cuento además de las últimas noticias, "My3Ones" a través de 3 aspectos con los que me quedo al terminar el mes. Esto solo, si tú quieres formar parte de ella claro. ¿Te unes?